Copa España Junior (Binéfar) 04/01/20

2 PLATAS Y BUENAS SENSACIONES

El pasado sábado nos desplazamos a Binéfar para disputar la primera competición del año, la Copa de España de Aragón Júnior, primera del circuito Huesca la Magia Copas de España y primera vez que se celebraba un evento de esta categoría, en un lugar como Binéfar, donde el judo se percibe en cuanto se entra al pabellón y se vislumbra en sus paredes las fotografías de muchos de los grandes campeones que ha dado la localidad oscense. Con este marco incomparable acudimos con nuestros cuatro júniors: María Murillo, Inés Abadía, Lucía Zaera e Iván González, a medir fuerzas y ver las evolciones de nuestros deportistas en un año de estreno que siempre tiene la dificultad de ser los novatos de la categoría.

El papel de nuestros representantes fue bueno. Pudimos ver que hay una progresión importante y también sacamos la conclusión de que ante nosotros se nos presentan unos años claves donde habrá que darlo todo, porque no tardando mucho, llegará la universidad, los erasmus y… ley de vida, nuestros judocas se nos harán mayores y tendrán que buscarse su futuro.

Inés e Iván no lograron superar la primera ronda, en esta ocasión no supieron resolver de forma eficaz las dificultades que les plantearon sus rivales y la fortuna tampoco les acompañó en las decisiones de los jueces, pero ya se sabe que éstas unas veces vienen de cara y otras de espalda, en esta ocasión tocó arena y pese a que los dos lo dieron todo sobre el tatami, no tuvieron la oportunidad de poder competir más, que era nuestro objetivo principal.

María y Lucía, tuvieron una gran mañana, ambas, lograron la medalla de Plata.

María se plantó en la final tras un primer combate espectacular y en las semifinales, una indisposición de sus rival, le dejó en mano la victoría. En la final, quizás la precipitación le jugó una mala pasada y se vio superada por su rival, obteniendo el segundo puesto que premia una excelente labor durante este campeonato.

Lucía Zaera, por su parte llegó a la final, tras superar a la representante francesa en un gran combate en el que supo remontar en los últimos instantes y tras irse a un largo Golden acabó imponiéndose con casta y muchísimo trabajo de forma contundente. En semifinales, supo esperar su momento y superó a su rival con solvencia. En la final, cedió ante la representante oscense en el único error que cometió y pese a desplegar un gran judo y llevar la iniciativa en todo el combate, no consiguió darle la vuelta al marcador, logrando el segundo puesto.

En definitiva, un buen campeonato de nuestros júniors e importantes conclusiones:

  1. Estamos al nivel de judo de los mejores.
  2. La única diferencia con el resto son, las horas de entrenamiento y la intensidad de nuestros judocas en los mismos.

ESTÁ EN NUESTRAS MANOS. Ahora cada uno tendrá que reflexionar y ver hasta dónde quiere llegar.

Agradecer a la Marea Azul su calor y aliento que con la máxima corrección y educación supo premiar a nuestros judocas con sus aplausos y ánimos y a los que en esta ocasión pudimos premiar con dos triunfos.

Agradecer a Raúl y a Jorge Mallafre, su hospitalidad para acoger en sus casas a nuestros muchachos, e incluso en el caso de Jorge su disponibilidad, maestría y atenciones colaborando de forma magistral en la dirección de combates de nuestros deportistas que hizo la labor de entrenador más que sencilla.

Agradecer al Club de Judo Binéfar su acogida y atenciones, que nos hicieron sentir una vez más como en casa.

Felicitar a nuestro árbitro Daniel Sierra y a los representantes de la mesa central, Cristina Berrocal y Kevin García que de forma magistral desarrollaron su labor con gran profesionalidad y eficacia, en una mañana en la que obtuvimos DOS PLATAS Y BUENAS SENSACIONES.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *