III Jornada de promoción JCZ 11/05/19

NO HAY TREGUA NI DESCANSO…PERO ES LO QUE NOS MANTIENE VIVOS

El pasado fin de semana celebramos en las instalaciones de JCZ la Jornada de Promoción JCZ, que quizás más gusta a nuestros jóvenes judocas porque va acompañada de esa maravillosa velada nocturna con los más mayores a la que todos quieren acudir pero sólo los “privilegiados” que están en la edad marcada pueden.

A lo largo de la tarde fueron muchísimos los niños que pudieron disfrutar de un intenso entrenamiento en el que después de los juegos iniciales el judo fue el protagonista. Entrenamiento intenso en que se trabajaron numerosos aspectos que nuestros técnicos han ido recogiendo en los diferentes campeonatos, con el objetivo de ponerlos en común y corregir defectos. La sesión fue vista y no vista pero dejó un gran calado entre los participantes a juzgar por la satisfacción de sus caras. Pero para los más mayores quedaba el plato fuerte de la velada nocturna y fue allí donde se disfrutó de verdad y no sólo nuestros chicos, sino nuestros monitores que se lo pasaron en grande montando los diferentes juegos y barracas que causaron el furor de los benjamines y alevines: esponjazos a doquier, risas, cara splash… y venga a correr y correr lo judólares por el club. Tras los juegos vinieron las negociaciones y los trueques de judólares por los diferentes premios expuestos. Duras negociaciones y difíciles decisiones que no acabaron con el entusiasmo de nuestros chicos que se enfrentaban a la dura prueba de la película nocturna y el combate más duro a librar del día con nuestro amigo Morfeo. Algunos valientes le habían retado y prometido que aguantarían en esta ocasión toda la noche y conseguirían lo hasta ahora inalcanzable, vencer al gigante de la noche pero… Una vez más, y afortunadamente para los monitores, uno a uno nuestros intrépidos y aguerrido judocas fueron cayendo en los brazos de un Morfeo que con gran alegría pero a la vez suavidad iba acogiéndolos. Durante la noche, nadie sabe lo que pasó pero al despertar muchos se dieron cuenta de que habían sido víctimas de no se sabe bien qué ni quién, pero que su cuerpo presentaba extraños dibujos y jeroglíficos escritos, difíciles de descifrar. En fin todo un misterio que ahí quedó grabado. El desayuno pareció cargar las baterías de nuestros chicos, pero el entrenamiento matutino se encargó de encauzarlas y gestionarlas de manera adecuada para el mismo. Este segundo entrenamiento sí que dejó huella entre nuestros deportistas que llegaron exhaustos al final del mismo, pero con la gran alegría como decía alguno de haber sido un superviviente a la Jornada, otros en cambio se iban un poco decepcionados porque un año más Morfeo, les había ganado pero socorro, prometieron “vendetta”. Y todos coincidieron en que está había sido junto con Halloween la mejor del año. No se pude tener mejor recompensa que el reconocimiento de nuestros chicos y sus familias y con la satisfacción del deber cumplido nos quedamos a limpiar el local y comenzamos ya a preparar el Campamento. No hay tregua ni descanso, pero eso es lo que nos mantiene vivos.

ENHORABUENA A TODOS Y… HASTA LA PRÓXIMA!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *